En Sevilla la oferta de heladerías es muy amplia pero no así de helados artesanos y de calidad. MUS te presenta la guía imprescindible más refrescante para aquellos valientes que planeen visitar Sevilla en verano.

La Fiorentina

Más que una heladería se trata de un laboratorio de helados sorprendentes, exquisitos y artesanos. Y todo ello gracias a su alma máter, Joaquín Liria y a su afán de divulgar la cultura andaluza a través de sus helados.

El emblema de la Heladería Artesana La Fiorentina es el helado Flor de Azahar así como otros que definen la cultura gastronómica sevillana, andaluza y española, como el helado de Torrijas, Torta de Aceite, Dulce de Pestiño o Limón con Hierbabuena entre otros.

Calle Zaragoza, 16, 41001 Sevilla, España

 

Bolas

Una estética sencilla y reconocible es la apuesta de Bolas.  Helados de calidad, naturales y elaborados en el propio punto de venta. Además cuenta con propuestas diferentes como sorbetes veganos y helados sin gluten.

Hay dos, pero nos decantamos por el local en la Cuesta del Rosario. Su posición estratégica te hará casi imposible pasar por la puerta sin ser tentado, eso sí, seguramente tendrás que hacer cola —aprovecha el tiempo para elegir entre su variada oferta! 

Cuesta del Rosario, 1, 41004 Sevilla, España

Calle Puerta de la Carne, 3, 41004 Sevilla, España

 

Verdú

Heladería emblemática y mítica de Triana que lleva deleitándonos con sus helados naturales y artesanos desde 1972.

Su decoración y mobiliario es un viaje en el tiempo a la Triana de toda la vida. Sus orígenes alicantinos explican su exquisita horchata y el mejor helado de turrón para muchos.

Calle Esperanza de Triana, 3, 41010 Sevilla, España

 

Rayas

Templo heladero para amantes de lo dulce y del helado untuoso  y cremoso. Situado en la zona de las setas de la encarnación, puede ser la excusa perfecta antes de subir a disfrutar de un maravilloso atardecer en Metrosol parasol.

Calle Almte. Apodaca, 1, 41003 Sevilla, España

Buen provecho!